Desde el 4/3/2024, empresas de más de 50 empleados deben implantar obligatoriamente el protocolo de acoso LGTBI

Desde el 4/3/2024, empresas de más de 50 empleados deben implantar obligatoriamente el protocolo de acoso LGTBI

logo-audidat-2024.png

Albacete Centro JMJ Datos

Matias Martínez
Consultor Cumplimiento Normativo mmartinez@audidat.com
Interior-trabajo.png

¿Quieres contactar con nosotros?

Visítanos

C. José Isbert, 9, 02001 Albacete

Escríbenos

mmartinez@audidat.com

Llámanos

967 600 975

Miles de personas invierten en su tranquilidad

Qué piensan sobre nuestra delegación

Lorem
Lorem

Compliance y Consultoría Especializada en Albacete

Audidat en Albacete se posiciona como la firma líder en consultoría integral de cumplimiento normativo, destacando en áreas clave como Compliance, Esquema Nacional de Seguridad (ENS) y Planes de Igualdad. Nuestra expertise abarca desde la implementación de rigurosos sistemas de compliance hasta el desarrollo e integración de estrategias de seguridad y igualdad, adaptadas a las necesidades específicas de cada organización en el ámbito local.

Con un profundo conocimiento de la las necesidades de las empresas locales y de la normativa nacional, Audidat Albacete ofrece soluciones personalizadas para asegurar que las empresas no solo cumplan con sus obligaciones legales, sino que también promuevan un entorno de trabajo ético, seguro y equitativo. Nuestra misión es garantizar que nuestros clientes estén a la vanguardia del cumplimiento normativo, protegiendo sus operaciones y reputación en un mercado cada vez más competitivo y regulado.

Este enfoque integral no solo refleja nuestro compromiso con la excelencia en el servicio y la adaptación a las dinámicas locales, sino que también establece a Audidat Albacete como el socio preferente para empresas que buscan navegar el complejo panorama del cumplimiento normativo con confianza y eficacia.

Actualidad de Cumplimiento Normativo en Albacete

LSSI-CE

LSSI-CE: ¿Qué es y cómo cumplir con ella?

La Ley 34/2002, de 11 de julio, de Servicios de la Sociedad de la Información y de Comercio Electrónico (LSSI-CE), es una normativa fundamental en España que regula diversos aspectos relacionados con los servicios de la sociedad de la información y el comercio electrónico. En este artículo, explicaremos qué es la LSSI-CE, qué regula y cómo las empresas y particulares pueden asegurarse de cumplir con sus requisitos. ¿Qué es la LSSI-CE? La LSSI-CE es una ley española que tiene como objetivo regular los servicios de la sociedad de la información y las actividades de comercio electrónico. Esta ley se aplica a todas las actividades económicas que se realicen a través de medios electrónicos y que tengan efectos jurídicos o económicos. Incluye una amplia gama de actividades, desde la venta de productos y servicios en línea hasta la publicación de contenido digital y la prestación de servicios de la sociedad de la información. Definición de servicios de la sociedad de la información Según la LSSI-CE, los servicios de la sociedad de la información son aquellos que se prestan normalmente a título oneroso, a distancia, por vía electrónica y a petición individual del destinatario. Esto incluye, entre otros: Comercio electrónico. Prestación de servicios en línea (e.g., consultoría, formación). Publicidad en línea. Intermediación en la prestación de servicios a través de internet. ¿Qué regula la LSSI-CE? La LSSI-CE establece una serie de obligaciones para los prestadores de servicios de la sociedad de la información, que incluyen aspectos relacionados con la información, la contratación electrónica, la publicidad, las comunicaciones comerciales y la protección de datos personales. A continuación, se detallan los principales aspectos regulados por la LSSI-CE: 1. Información general Los prestadores de servicios deben proporcionar información clara y accesible sobre su identidad. Esto incluye: Nombre o denominación social. Domicilio. Datos de contacto (correo electrónico, teléfono). Datos registrales, en su caso. Número de identificación fiscal. 2. Contratación electrónica La LSSI-CE regula los aspectos relacionados con la contratación electrónica, asegurando que los procesos de compra y contratación en línea sean transparentes y seguros. Esto incluye: Información previa a la contratación: El proveedor debe informar claramente sobre los pasos a seguir para la contratación, los medios técnicos para identificar y corregir errores y las condiciones generales de contratación. Confirmación de la recepción del pedido: El proveedor debe confirmar la recepción del pedido realizado por el consumidor de manera electrónica. 3. Publicidad y comunicaciones comerciales La ley establece que las comunicaciones comerciales realizadas por vía electrónica deben ser identificables como tales y contener información clara sobre la entidad que las realiza. Además: Publicidad no solicitada: Está prohibido enviar comunicaciones comerciales no solicitadas (spam) por correo electrónico u otros medios de comunicación electrónica equivalentes sin el consentimiento previo del destinatario. Ofertas promocionales y concursos: Deben ser claramente identificables como tales y las condiciones de acceso deben ser fácilmente accesibles y claras. 4. Protección de datos personales Aunque la LSSI-CE no es una ley de protección de datos, complementa las obligaciones establecidas en la Ley Orgánica de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales (LOPDGDD) y el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD). Los prestadores de servicios deben garantizar la privacidad y protección de los datos personales de los usuarios. 5. Cookies La LSSI-CE incluye obligaciones específicas relacionadas con el uso de cookies y tecnologías similares. Los prestadores de servicios deben: Informar claramente sobre el uso de cookies. Obtener el consentimiento informado de los usuarios antes de instalar cookies en sus dispositivos, salvo en los casos en que las cookies sean estrictamente necesarias para la prestación de un servicio solicitado por el usuario. Cómo cumplir con la LSSI-CE 1. Proporcionar información completa y accesible Asegúrate de que tu sitio web o plataforma en línea incluya una sección de “Aviso Legal” donde se detalle toda la información requerida por la LSSI-CE. Esta sección debe ser fácilmente accesible desde cualquier página del sitio web. 2. Garantizar la transparencia en la contratación electrónica Implementa procesos de contratación electrónica claros y accesibles. Proporciona información detallada sobre los pasos para realizar una compra o contratar un servicio, y asegúrate de enviar confirmaciones electrónicas de los pedidos recibidos. 3. Cumplir con las normas sobre publicidad y comunicaciones comerciales Identifica claramente todas las comunicaciones comerciales y asegúrate de obtener el consentimiento previo de los destinatarios antes de enviar publicidad no solicitada. Incluye información clara y accesible sobre las condiciones de cualquier oferta promocional o concurso. 4. Proteger los datos personales de los usuarios Cumple con todas las obligaciones establecidas en la LOPDGDD y el RGPD. Esto incluye la implementación de medidas adecuadas de seguridad para proteger los datos personales y proporcionar información clara sobre las políticas de privacidad. 5. Gestión de cookies Implementa un banner o aviso de cookies que informe a los usuarios sobre el uso de cookies y obtén su consentimiento antes de instalarlas. Proporciona una política de cookies detallada que explique qué cookies se utilizan, con qué finalidad y cómo los usuarios pueden gestionarlas. 6. Formación y sensibilización Asegúrate de que todo el personal involucrado en la prestación de servicios en línea esté familiarizado con las obligaciones de la LSSI-CE y reciba formación adecuada sobre cómo cumplir con ellas. Una relación de confianza  Cumplir con la LSSI-CE es esencial para cualquier empresa o entidad que ofrezca servicios de la sociedad de la información en España. Al proporcionar información clara y accesible, garantizar la transparencia en la contratación electrónica, cumplir con las normas sobre publicidad y comunicaciones comerciales, proteger los datos personales de los usuarios y gestionar adecuadamente las cookies, las empresas pueden asegurar su conformidad con la ley y construir una relación de confianza con sus usuarios y clientes.

Leer más »
si no hay plan igual se pira

Interés legítimo en protección de datos: guía completa

El interés legítimo es uno de los fundamentos más importantes en la protección de datos personales. Este concepto permite a las organizaciones tratar datos personales sin necesidad de obtener el consentimiento explícito del titular de los datos, siempre y cuando se cumplan ciertas condiciones y se garantice que los derechos y libertades del individuo no sean afectados de manera significativa. En este artículo, exploraremos en profundidad qué es el interés legítimo, sus fundamentos, ejemplos y cómo se aplica en el tratamiento de datos personales. ¿Qué es el interés legítimo? El interés legítimo es una de las bases legales establecidas por el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD) de la Unión Europea para el tratamiento de datos personales. Según el artículo 6(1)(f) del RGPD, el tratamiento de datos es lícito si “es necesario para la satisfacción de intereses legítimos perseguidos por el responsable del tratamiento o por un tercero, siempre que sobre dichos intereses no prevalezcan los intereses o los derechos y libertades fundamentales del interesado que requieran la protección de los datos personales”. En otras palabras, el interés legítimo permite a una organización procesar datos personales sin el consentimiento del individuo, siempre y cuando: La organización persiga un interés legítimo. El tratamiento de los datos sea necesario para ese interés. Los derechos y libertades del individuo no se vean seriamente afectados. Fundamentos del interés legítimo Para que el tratamiento de datos personales basado en el interés legítimo sea válido, se deben cumplir varios requisitos esenciales: Evaluación de la legitimidad del interés El primer paso es determinar si el interés que persigue la organización es legítimo. Esto significa que debe ser un interés real y concreto, y no simplemente un beneficio comercial general. Ejemplos de intereses legítimos pueden incluir la prevención del fraude, la seguridad de la red y de la información, o la mercadotecnia directa. Necesidad del tratamiento El tratamiento de datos debe ser necesario para alcanzar el interés legítimo. Esto implica que no debe haber otra manera menos intrusiva de lograr el mismo objetivo. Si existen métodos alternativos que puedan cumplir con el mismo propósito sin necesidad de tratar los datos personales, entonces no se puede justificar el uso del interés legítimo. Evaluación del equilibrio Es crucial realizar una evaluación de equilibrio para garantizar que los intereses, derechos y libertades del individuo no prevalezcan sobre el interés legítimo de la organización. Esta evaluación debe considerar aspectos como la expectativa razonable del individuo, el tipo de datos personales que se tratan y el impacto potencial en la privacidad del individuo. Ejemplos de interés legítimo Para entender mejor cómo se aplica el interés legítimo, veamos algunos ejemplos prácticos: 1. Prevención del fraude Una entidad financiera puede tratar datos personales para detectar y prevenir actividades fraudulentas. Este es un claro ejemplo de un interés legítimo, ya que la protección contra el fraude beneficia tanto a la organización como a los clientes, y el tratamiento de los datos es necesario para identificar patrones sospechosos. 2. Seguridad de la red y de la información Las empresas pueden tratar datos personales para garantizar la seguridad de sus redes y sistemas de información. Esto incluye la detección de accesos no autorizados y la protección contra ataques cibernéticos. El interés legítimo aquí radica en la necesidad de proteger los datos y la infraestructura tecnológica de la organización. 3. Mercadotecnia directa Una empresa puede utilizar el interés legítimo para llevar a cabo actividades de mercadotecnia directa, como el envío de correos electrónicos promocionales a clientes actuales. Aunque la mercadotecnia directa puede considerarse un interés legítimo, es esencial realizar una evaluación de equilibrio para asegurar que no se invada la privacidad del individuo y que se proporcionen opciones claras para optar por no recibir dichas comunicaciones. Tratamiento de datos personales bajo interés legítimo El tratamiento de datos personales basado en el interés legítimo requiere una gestión cuidadosa y transparente. A continuación, se presentan algunos pasos clave para asegurar el cumplimiento con el RGPD: 1. Realizar una evaluación de impacto Antes de proceder con el tratamiento de datos, es recomendable realizar una Evaluación de Impacto en la Protección de Datos (EIPD). Esta evaluación ayuda a identificar y mitigar los riesgos asociados con el tratamiento de datos personales y a demostrar que se han considerado los derechos y libertades del individuo. 2. Documentar la base legal Es fundamental documentar el interés legítimo que se persigue y cómo se ha llevado a cabo la evaluación de equilibrio. Esta documentación debe estar disponible para demostrar el cumplimiento en caso de una auditoría o inspección por parte de las autoridades de protección de datos. 3. Informar a los individuos La transparencia es clave en el tratamiento de datos personales. Las organizaciones deben informar a los individuos sobre el uso de sus datos personales y la base legal para dicho tratamiento. Esto puede incluir detalles en la política de privacidad o en comunicaciones directas con los individuos afectados. 4. Proporcionar mecanismos de exclusión En situaciones donde se utilice el interés legítimo para actividades como la mercadotecnia directa, las organizaciones deben ofrecer a los individuos la opción de optar por no recibir dichas comunicaciones. Esto asegura que se respeten los derechos de los individuos y se mantenga la confianza en la organización. Un enfoque equilibrado  El interés legítimo es una herramienta poderosa para las organizaciones que buscan tratar datos personales de manera legal y ética sin el consentimiento explícito del titular de los datos. Sin embargo, es crucial que las organizaciones comprendan y cumplan con los requisitos establecidos por el RGPD, incluyendo la realización de evaluaciones de equilibrio y la documentación adecuada del proceso. Al hacerlo, pueden asegurar que sus prácticas de tratamiento de datos sean transparentes, justas y respetuosas de los derechos y libertades individuales. En última instancia, el uso del interés legítimo en la protección de datos requiere un enfoque equilibrado que beneficie tanto a las organizaciones como a los individuos, fomentando un entorno de confianza y seguridad en el manejo de la información personal.

Leer más »
Worldcoin

Worldcoin se compromete a paralizar su actividad en España

Una vez concluido el periodo de validez de la medida cautelar impuesta por la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD), la empresa Tools for Humanity Corporation, responsable del proyecto Worldcoin, se ha comprometido de manera jurídicamente vinculante a no reanudar su actividad en España hasta final de año o hasta la resolución final de la autoridad de protección de datos de Baviera. Contexto y medidas cautelares La AEPD ordenó el pasado marzo una medida cautelar para que Tools for Humanity Corporation cesase en la recogida y tratamiento de datos personales en España. Esta decisión se tomó para proteger los derechos y libertades de los interesados, tal como establece el artículo 66.1 del Reglamento General de Protección de Datos (RGPD). La medida fue avalada por la Audiencia Nacional, destacando la importancia de la protección del derecho a la protección de datos personales frente al interés particular de la empresa. Investigaciones en curso y compromiso de la empresa Mientras tanto, la Bayerisches Landesamt für Datenschutzaufsicht (BayLDA), la autoridad de protección de datos de Baviera (Alemania), donde la empresa tiene su establecimiento principal en Europa, está llevando a cabo investigaciones sobre el tratamiento de datos realizado por Worldcoin. Estas investigaciones están avanzando y se espera que concluyan pronto con una decisión final alineada con las autoridades de supervisión europeas interesadas. En este contexto, Worldcoin se ha comprometido de forma jurídicamente vinculante a no reanudar su actividad en España hasta final de año o hasta que la BayLDA adopte una resolución definitiva. Este compromiso no afecta a las competencias de la BayLDA o de la AEPD para adoptar medidas de supervisión adicionales en caso de incumplimiento. Cambios y colaboraciones Posteriormente a la medida provisional impuesta por la AEPD, Tools for Humanity Corporation ha anunciado cambios en su funcionamiento. Entre estos cambios se incluyen la introducción de controles para verificar la edad y la posibilidad de eliminar el código del iris, con el fin de mejorar la protección de datos personales. La AEPD está colaborando estrechamente con la autoridad de protección de datos de Baviera, ya que esta última es la autoridad principal en lo que respecta al tratamiento de datos de Worldcoin. La AEPD actúa como autoridad interesada, tal y como establece el RGPD. Impacto y futuro La paralización de la actividad de Worldcoin en España subraya la importancia de la protección de datos personales en el contexto de proyectos tecnológicos que implican la recopilación masiva de datos. La resolución final de la BayLDA será crucial para determinar los próximos pasos de la empresa en Europa y establecerá precedentes sobre cómo se deben manejar los datos personales en proyectos similares. En resumen, el compromiso de Worldcoin de no reanudar su actividad en España hasta la resolución final de la autoridad de protección de datos de Baviera, junto con las medidas provisionales impuestas por la AEPD, destaca la relevancia de la protección de datos y la necesidad de cumplir con las normativas europeas para garantizar los derechos y libertades de los interesados.

Leer más »
Evaluación de impacto en la Protección de Datos

Evaluación de impacto en la Protección de Datos (EIPD): ¿Qué es y cuándo es obligatoria?

La Evaluación de Impacto en la Protección de Datos (EIPD) es una herramienta fundamental para asegurar que las organizaciones cumplen con la normativa de protección de datos y para gestionar de manera proactiva los riesgos asociados al tratamiento de datos personales. En este artículo, explicaremos qué es la EIPD, cuándo es obligatoria, qué debe incluir y los casos específicos en los que es necesario realizar esta evaluación. ¿Qué es la Evaluación de Impacto en la Protección de Datos (EIPD)? La Evaluación de Impacto en la Protección de Datos (EIPD), también conocida como DPIA por sus siglas en inglés (Data Protection Impact Assessment), es un proceso diseñado para ayudar a las organizaciones a identificar y mitigar los riesgos para la privacidad y la protección de los datos personales que pueden surgir de sus actividades de tratamiento de datos. La EIPD se enfoca en evaluar los efectos que las operaciones de procesamiento pueden tener sobre los derechos y libertades de las personas, asegurando que se implementen medidas adecuadas para proteger estos derechos. Objetivos de la EIPD Identificar y analizar los riesgos potenciales para la privacidad de los datos personales. Evaluar la necesidad y proporcionalidad de las actividades de tratamiento. Implementar medidas para mitigar los riesgos identificados. Garantizar la conformidad con las normativas de protección de datos, especialmente el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD). ¿Cuándo es obligatoria la EIPD? La EIPD es obligatoria en varios supuestos específicos establecidos por el RGPD. En términos generales, se requiere una EIPD cuando el tratamiento de datos personales puede resultar en un alto riesgo para los derechos y libertades de las personas. Algunos casos en los que es obligatoria la EIPD incluyen: Evaluación sistemática y exhaustiva de aspectos personales: Cuando se realiza una evaluación sistemática y exhaustiva de aspectos personales basados en el tratamiento automatizado, incluida la elaboración de perfiles, y sobre la que se basan decisiones que producen efectos jurídicos o afectan significativamente a las personas. Tratamiento a gran escala de categorías especiales de datos: Cuando se trata a gran escala datos sensibles, como datos de salud, orientación sexual, opiniones políticas, creencias religiosas, entre otros. Monitoreo sistemático a gran escala de una zona de acceso público: Cuando se lleva a cabo el monitoreo sistemático y a gran escala de zonas de acceso público, como la videovigilancia en áreas públicas. Otros tratamientos de alto riesgo: Cualquier otra actividad de tratamiento que pueda suponer un alto riesgo para los derechos y libertades de los interesados. Casos específicos según el RGPD El RGPD (artículo 35) establece que una EIPD es obligatoria en las siguientes situaciones: Evaluaciones sistemáticas y exhaustivas de aspectos personales de individuos basadas en el tratamiento automatizado. Tratamiento a gran escala de categorías especiales de datos personales. Monitoreo sistemático a gran escala de una zona de acceso público. ¿Qué debe incluir una EIPD? Una EIPD debe ser un documento detallado que incluya varios elementos clave para asegurar que se abordan todos los aspectos relevantes del tratamiento de datos personales. Los componentes esenciales de una EIPD son: Descripción detallada del tratamiento de datos: Explicación de la naturaleza, alcance, contexto y fines del tratamiento de datos. Identificación de los datos personales que se están procesando y los sujetos afectados. Evaluación de la necesidad y proporcionalidad: Justificación de la necesidad del tratamiento en relación con sus fines. Evaluación de la proporcionalidad del tratamiento en comparación con los fines perseguidos. Análisis de riesgos: Identificación de los riesgos potenciales para los derechos y libertades de las personas. Evaluación de la probabilidad y gravedad de los riesgos identificados. Medidas para mitigar los riesgos: Descripción de las medidas de seguridad y salvaguardias para mitigar los riesgos identificados. Planes de acción para implementar estas medidas y garantizar su efectividad. Consulta con las partes interesadas: Inclusión de cualquier consulta realizada con interesados, representantes de los trabajadores o cualquier otra parte relevante. Pasos para realizar una EIPD Describir el tratamiento: Detallar cómo y por qué se están procesando los datos personales. Evaluar la necesidad y proporcionalidad: Justificar por qué el tratamiento es necesario y cómo se mantiene proporcional a sus objetivos. Identificar y evaluar los riesgos: Determinar los riesgos para los derechos y libertades de las personas afectadas. Implementar medidas de mitigación: Establecer y describir las medidas que se tomarán para reducir o eliminar los riesgos identificados. Documentar y revisar: Registrar todos los pasos y decisiones en el informe de EIPD y revisarlo periódicamente. Cuándo es obligatoria la evaluación de impacto sobre la protección de datos Además de los casos mencionados anteriormente, la EIPD es obligatoria en cualquier otra situación en la que el tratamiento pueda implicar un alto riesgo para los derechos y libertades de las personas. La autoridad de protección de datos de cada país puede proporcionar listas de situaciones específicas que requieren una EIPD. Consultas previas a la autoridad de control Si una organización no puede mitigar los riesgos identificados a un nivel aceptable, debe consultar con la autoridad de protección de datos antes de proceder con el tratamiento. Esta consulta se conoce como “consulta previa” y está diseñada para recibir orientación y asegurar que se implementan medidas adecuadas para proteger los datos personales. Herramienta esencial La Evaluación de Impacto en la Protección de Datos (EIPD) es una herramienta esencial para garantizar la conformidad con las normativas de protección de datos y para proteger los derechos y libertades de las personas. Es crucial que las organizaciones comprendan cuándo es obligatoria una EIPD, qué debe incluir y cómo llevarla a cabo de manera efectiva. Al hacerlo, no solo cumplen con la ley, sino que también demuestran un compromiso con la privacidad y la seguridad de los datos personales.

Leer más »
Reconocimiento de emociones y protección de datos

Relación entre el reconocimiento de emociones y la protección de datos

El reconocimiento de emociones es algo que, hasta hace no mucho, nos sonaba a ciencia ficción. Sin embargo, con el desarrollo de la inteligencia artificial, en especial del machine learning, el reconocimiento de emociones empieza a ser una realidad cuya aplicación no solo se limita al marketing, sino también a otros ámbitos como el trabajo. Pero, ¿existe alguna relación entre el reconocimiento de emociones y la protección de datos? La naturaleza de los datos emocionales y su relación con el RGPD Aunque los sentimientos o emociones no están contemplados explícitamente en el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD), sí lo están otros tipos de tratamientos de datos personales que son necesarios para poder llevar a cabo el reconocimiento de emociones. Del reconocimiento de emociones se puede inferir información considerada de carácter personal, como el estado de salud o la ideología política, que son datos especialmente protegidos. ¿Cómo funciona el reconocimiento de emociones? El reconocimiento de emociones funciona haciendo un análisis de las expresiones corporales de una persona. A través del uso de sistemas de inteligencia artificial desarrollados para analizar e interpretar gestos faciales, tonos de voz, movimientos corporales o la ausencia de estas reacciones, se determina si los sujetos están felices, tristes, enfadados, etc. Incluso hay sistemas que pueden determinar emociones compuestas, como tristemente enojado o alegremente sorprendido. La IA se encarga de identificar los gestos corporales y relacionarlos con sus correspondientes emociones. Para ello, se emplean diferentes herramientas, desde aquellas que analizan las expresiones faciales o corporales o el tono de voz, hasta las que son capaces de analizar e interpretar el lenguaje humano. A través del entrenamiento y de diferentes iteraciones, los sistemas de IA acaban «aprendiendo» a identificar las emociones de las personas en determinadas circunstancias. Aplicaciones del reconocimiento de emociones Aunque el reconocimiento de emociones aún es una tecnología en ciernes y en pleno desarrollo, ya se está utilizando en algunos países (por ejemplo, China) y se estudia su aplicación en ámbitos como la medicina, la seguridad vial, el trabajo o el marketing. Algunas de sus aplicaciones incluyen: Medicina: Para detectar enfermedades relacionadas con determinados gestos corporales o la ausencia de los mismos. Perfiles de personalidad: Aplicables en ámbitos comerciales o laborales, por ejemplo, en las entrevistas de trabajo. Control de calidad en servicios: Para mejorar la atención al cliente. Aunque esta tecnología comienza a ser una realidad, aún está en sus primeras etapas. No obstante, ya está presente en el Reglamento de Inteligencia Artificial como una actividad o aplicación de alto riesgo. ¿Protege la Ley de Protección de Datos las emociones? La Ley de Protección de Datos no protege las emociones como tal, ya que no se consideran datos personales. Sin embargo, sí protege los datos biométricos, cuyo análisis es necesario para poder llevar a cabo el reconocimiento de emociones. Esto significa que el RGPD y la LOPD protegen de manera indirecta las emociones. Además, del reconocimiento de emociones se pueden inferir otros datos especialmente protegidos, como información sobre la salud o nuestras opiniones políticas. Por ejemplo, si se emplea un sistema de reconocimiento facial basado en IA durante un mitin político y del análisis e información obtenida se puede saber qué tipo de iniciativas o ideas tienen mejor acogida en función de las emociones suscitadas, esta información podría usarse para perfilar la ideología de una persona. El análisis y reconocimiento de emociones podría usarse también para perfilar a los usuarios de gafas de realidad aumentada o virtual o realidad mixta, cuando las usan para navegar por internet o ver determinados contenidos. En protección de datos, no se trata solo de un dato concreto, sino de la recogida y análisis de varios datos que permiten inferir información de una persona, sus hábitos y sus intereses. El reconocimiento de emociones podría llevar esto un paso más allá. Riesgos de la tecnología de reconocimiento de emociones para la protección de datos Uno de los aspectos del reconocimiento de emociones y la protección de datos que debemos tener muy en cuenta es el riesgo que suponen estas tecnologías para la privacidad de las personas. En algunos casos, incluso pueden suponer una intromisión en el derecho al honor, ya que las emociones son parte de la esfera más íntima de una persona. Analizarlas e interpretarlas sin informar y sin el consentimiento de las personas es vulnerar su derecho al honor y a la intimidad. Entre los problemas y riesgos que plantea la tecnología de reconocimiento de emociones para la protección de datos destacan los siguientes: Precisión de los datos: Al estar ante una tecnología aún en desarrollo, el reconocimiento de emociones basado en expresiones o gestos faciales o corporales o el tono de voz puede no ser preciso y conducir a conclusiones erróneas. La calidad del dato depende mucho de la tecnología empleada y del contexto sociocultural de las personas. Sesgos y discriminación: Un sistema de IA será tan bueno como los datos con los que se haya entrenado. Si un sistema de reconocimiento de emociones se ha entrenado con datos poco diversos, ofrecerá conclusiones sesgadas que pueden conducir a la discriminación de determinados grupos étnicos y de género. Falta de transparencia: Actualmente, los desarrolladores de sistemas de IA no son todo lo transparentes que deberían ser sobre cómo funcionan sus sistemas y con qué información están siendo entrenados. Esto conduce a una falta de control sobre los datos biométricos, cómo son procesados y con qué finalidad. Tratamiento de datos de categorías especiales: El reconocimiento de emociones requiere del tratamiento de datos biométricos. Además, a través del análisis e interpretación de las emociones, se pueden inferir otros datos de categorías especiales, como el estado de salud o la ideología política. Perfilado: El reconocimiento de emociones puede conducir al perfilado de las personas, incluso hacerlo en tiempo real. Esto podría abrir las puertas a formas de seguimiento y monitoreo de los individuos para poder incluso manipular sus acciones sin que sean conscientes de ello. Anticipación y prevención  El reconocimiento de emociones está aún en desarrollo, pero ser conscientes

Leer más »
Sanciones y Multas por Incumplimiento de la LOPDGDD y el RGPD

Sanciones y Multas por Incumplimiento de la LOPDGDD y el RGPD

La protección de datos personales es una prioridad en la era digital, y tanto la Ley Orgánica de Protección de Datos y Garantía de los Derechos Digitales (LOPDGDD) en España como el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD) de la Unión Europea establecen estrictas normativas para asegurar que las organizaciones manejen los datos de manera segura y ética. El incumplimiento de estas leyes puede llevar a sanciones y multas significativas. En este artículo, analizaremos las infracciones más comunes y las consecuencias de no cumplir con estas normativas.   Infracciones y Sanciones bajo la LOPDGDD Tipos de infracciones La LOPDGDD clasifica las infracciones en tres categorías principales: Infracciones leves Ejemplos: No atender las solicitudes de ejercicio de derechos (acceso, rectificación, cancelación y oposición) en tiempo y forma; no actualizar los datos personales. Multas: Hasta 40.000 euros. Infracciones graves Ejemplos: No obtener el consentimiento adecuado para el tratamiento de datos personales; no implementar las medidas técnicas y organizativas necesarias para garantizar la seguridad de los datos. Multas: De 40.001 a 300.000 euros. Infracciones muy graves Ejemplos: Transferencia internacional de datos sin las garantías adecuadas; tratar datos personales de manera ilícita, incluyendo el tratamiento de categorías especiales de datos sin el consentimiento explícito. Multas: De 300.001 a 20.000.000 euros o el 4% del volumen de negocio anual global de la empresa, lo que sea mayor. Ejemplos de sanciones Caso de una empresa de marketing: Por enviar correos electrónicos masivos sin el consentimiento previo de los destinatarios, la empresa recibió una multa de 50.000 euros. Caso de una clínica médica: Por no proteger adecuadamente los datos de salud de los pacientes, la clínica fue sancionada con 200.000 euros. Infracciones y Sanciones bajo el RGPD Tipos de infracciones El RGPD también clasifica las infracciones en diferentes niveles, con sanciones proporcionales a la gravedad de la infracción: Infracciones de menor gravedad Ejemplos: No mantener los registros adecuados del tratamiento de datos; no informar a las autoridades de protección de datos y a los individuos afectados sobre una brecha de datos en tiempo y forma. Multas: Hasta 10.000.000 euros o el 2% del volumen de negocio anual global de la empresa, lo que sea mayor. Infracciones de mayor gravedad Ejemplos: Incumplimiento de los principios básicos del tratamiento de datos, como la falta de consentimiento válido; violación de los derechos de los interesados, como el derecho al olvido; transferencia de datos personales a terceros países sin las garantías adecuadas. Multas: Hasta 20.000.000 euros o el 4% del volumen de negocio anual global de la empresa, lo que sea mayor. Ejemplos de sanciones Caso de una red social: Por no obtener el consentimiento explícito de los usuarios para la recopilación y procesamiento de sus datos, se impuso una multa de 10.000.000 euros. Caso de una empresa de telecomunicaciones: Por no informar a los usuarios sobre una brecha de seguridad que comprometió datos personales sensibles, la empresa recibió una sanción de 5.000.000 euros. Consecuencias del Incumplimiento de la Ley de Protección de Datos Impacto financiero Las multas por incumplimiento de la LOPDGDD y el RGPD pueden ser extremadamente elevadas, especialmente para las infracciones graves y muy graves. Las empresas deben considerar no solo el monto de las multas, sino también los costos adicionales asociados con la remediación de violaciones de datos, incluidos los costos legales y la implementación de medidas correctivas. Daño reputacional El incumplimiento de las leyes de protección de datos puede tener un impacto significativo en la reputación de una empresa. La pérdida de confianza por parte de los clientes y socios comerciales puede llevar a una disminución en las ventas y afectar negativamente la imagen de la marca a largo plazo. Consecuencias legales Además de las multas y sanciones, las empresas pueden enfrentar acciones legales por parte de los individuos afectados por las violaciones de datos. Esto puede resultar en demandas colectivas y mayores costos legales. Cómo Evitar el Incumplimiento y las Sanciones Implementación de un programa de cumplimiento de protección de datos Las empresas deben establecer un programa integral de cumplimiento de protección de datos que incluya políticas y procedimientos claros, así como la designación de un Delegado de Protección de Datos (DPO) cuando sea necesario. Formación y concienciación Capacitar a los empleados sobre las normativas de protección de datos y la importancia de cumplir con ellas es fundamental. La formación continua ayuda a asegurar que todos los miembros de la organización comprendan sus responsabilidades y cómo manejar los datos personales de manera segura. Auditorías y evaluaciones periódicas Realizar auditorías internas y evaluaciones de riesgos periódicas para identificar posibles vulnerabilidades y garantizar que las medidas de protección de datos estén actualizadas y efectivas. Tecnologías de seguridad Implementar tecnologías avanzadas de seguridad, como cifrado de datos, sistemas de detección de intrusiones y autenticación multifactor, para proteger los datos personales contra accesos no autorizados y brechas de seguridad. Responsabilidad ética y confianza  Cumplir con las normativas de protección de datos establecidas por la LOPDGDD y el RGPD no es solo una obligación legal, sino también una responsabilidad ética para proteger la privacidad y los derechos de los individuos. Las sanciones por incumplimiento pueden ser severas, tanto en términos financieros como de reputación. Al implementar un programa robusto de cumplimiento de protección de datos, capacitar a los empleados y realizar auditorías periódicas, las empresas pueden minimizar el riesgo de sanciones y fortalecer la confianza de sus clientes y socios comerciales.

Leer más »

¡Será un placer asesorarte!

Contacta con la delegación de Albacete

Escríbenos y resuelve tus dudas sobre cómo cumplir con las obligaciones básicas que la ley exige
Información básica sobre la protección de datos: Responsable del tratamiento Audidat 3.0, SL
Dirección del responsable: Paseo de la Castellana 182 – 6ª planta C.P. 28046 Madrid
Finalidad: Sus datos serán usados para poder atender sus solicitudes y prestarle nuestros servicios.
Publicidad: Solo le enviaremos publicidad con su autorización previa, que podrá facilitarnos mediante la casilla correspondiente establecida al efecto.
Legitimación: Únicamente trataremos sus datos con su consentimiento previo, que podrá facilitarnos mediante la casilla correspondiente establecida al efecto.
Destinatarios: Con carácter general, sólo el personal de nuestra entidad que esté debidamente autorizado podrá tener conocimiento de la información que le pedimos.
Derechos: Tiene derecho a saber qué información tenemos sobre usted, corregirla y eliminarla, tal y como se explica en la información adicional disponible en nuestra página web. Así mismo, también podrá ejercer el derecho de Portabilidad, solicitando el traspaso de su información a otra entidad.
Más información en nuestra “política de privacidad”

Contacta con la delegación de Albacete

¡Será un placer asesorarte!

Escríbenos y resuelve tus dudas sobre cómo cumplir con las obligaciones básicas que la ley exige
Información básica sobre la protección de datos: Responsable del tratamiento Audidat 3.0, SL
Dirección del responsable: Paseo de la Castellana 182 – 6ª planta C.P. 28046 Madrid
Finalidad: Sus datos serán usados para poder atender sus solicitudes y prestarle nuestros servicios.
Publicidad: Solo le enviaremos publicidad con su autorización previa, que podrá facilitarnos mediante la casilla correspondiente establecida al efecto.
Legitimación: Únicamente trataremos sus datos con su consentimiento previo, que podrá facilitarnos mediante la casilla correspondiente establecida al efecto.
Destinatarios: Con carácter general, sólo el personal de nuestra entidad que esté debidamente autorizado podrá tener conocimiento de la información que le pedimos.
Derechos: Tiene derecho a saber qué información tenemos sobre usted, corregirla y eliminarla, tal y como se explica en la información adicional disponible en nuestra página web. Así mismo, también podrá ejercer el derecho de Portabilidad, solicitando el traspaso de su información a otra entidad.
Más información en nuestra “política de privacidad”

Te ayudamos

Coméntanos tu problema para asignarte un consultor especializado y darte una solución jurídica en menos de 24hs.